1984. George Orwell

|
El verdadero Gran Hermano no perdona, es una máquina bien engrasada, que hará cualquier cosa porque sea su verdad la que triunfe. No creo que sea necesario explicar a día de hoy lo que ha significado esta novela escrita nada más y nada menos que en 1948. Orwell realiza un ejercicio increíble de descripción de una sociedad cerrada controlada por la más firme dictadura que pueda existir. Todo es susceptible de controlar, el individuo no importa nada y lo que dice el Gran Hermano es lo que vale.

El protagonista de la novela es Winston Smith un funcionario del Ministerio de la Verdad, parte del sistema de ese gran estado represor que se nos describe, pero al que no le gusta lo que ve, le parece que no todo es como el Gran Hermano lo cuenta. La sucesión de acontecimientos le llevará a descubrir demasiadas cosas, no todas creíbles en un principio.

Si George Orwell descubriese la influencia que ha tenido en los estados modernos se llevaría las manos a la cabeza. Recomiendo su lectura encarecidamente, ya que muchos recortes de libertades no hacen más que parecerse sospechosamente a las sufridas en este libro.

1 comentarios:

lestat dijo...

Obra maestra con mayusculas, es increiblemente futurista a día de hoy, pero lo será aun más en tiempos venideros, ya que creo que cuantos más años pasan más actual es la obra. Me lo lei de una sentada y me quede petrificado con el final, cómo los sueños pueden cambiarse por un mal menor. Tengo para ver la peli, desde hace tiempo, a ver que tal...